En nuestra residencia de estudiantes en Sevilla -Universitaria Cartuja-, encontrarás tranquilidad, comodidad y el entorno ideal para estudiar y disfrutar.

Consejos para el primer año de universidad

primer-ciclo-universidad

Para todos los que comenzáis esta nueva etapa, hemos creado este artículo con algunos consejos para el primer año de universidad. Seas de donde seas y sea cual sea la carrera que comienzas, probablemente te sientas mitad nervios@ mitad ilusionad@, sigue estas recomendaciones y todo irá de maravilla.

8 consejos para el primer año de universidad

1. No es como el instituto
Probablemente hayas escuchado esto antes, pero realmente tenemos que enfatizarlo porque no hay nada más cierto. Nadie va a llamar a casa si no apareces: ¡tienes que ponerte la obligación de asistir a clase tú mismo!

Todo lo que decidas estudiar vas a tener que decidirlo tú mismo. Nadie va a darte recordatorios sobre la tarea que debas entregar (a menos que tengas un tutor particularmente amable).

En la uni, estás a cargo de tu propio aprendizaje. También vas a tener mucho más tiempo libre, pero eso no significa que puedas aflojar!

2. ¡Usa tus descansos sabiamente!
Cuando veas el horario por primera vez, quizás estés en tentación de pensar: “¡Caramba! ¡Es mucho tiempo libre! ¡Podría pasarlo poniéndome al día con amigos, yendo de compras, haciendo lo que quiera!” Bueno, no del todo…

Equilibrar tu tiempo libre entre los trabajos, el estudio y tu propio tiempo para tus cosas no es tan fácil como parece. La universidad requiere mucho más estudio que la escuela secundaria, y hay muchas más tareas asignadas.

Si tiene un descanso entre tus clases, podría ser una buena oportunidad para almorzar, tomar un café y echar un vistazo a tus apuntes para pasar el tiempo. ¡Cuanto antes hagas las cosas, más tiempo tendrás para ti mismo más tarde! También te estresarás menos, en lugar de darte cuenta de que tienes cinco tareas para el día siguiente.

3. Come adecuadamente
Muchas veces estarás demasiado ocupado estudiando o haciendo tareas para sentarte y tomar una comida adecuada, pero debes saber que es imposible concentrarse con el estómago vacío, así que recuerda siempre comer algo cada vez que empieces a sentir hambre. Ten en cuenta que la comida en la universidad puede ser un poco cara, así que intenta tirar de sándwich o bocadillo para los almuerzos.

Puede parecer un poco típico, pero una buena dieta es la mejor manera de mantenerse concentrado en clase. Y lo que es más importante, no te olvide de llevar una botella de agua durante el día para mantenerte hidratado.

4. No tengas miedo de pedir ayuda
Las primeras clases pueden parecer intimidantes, con cientos de personas sentadas en una sala, pero todos tus profesores y tutores entienden lo intimidante que puede ser, porque en algún momento fueron ellos mismos estudiantes de primer año.

Nunca dudes en preguntar si necesitas saber algo o si necesitas que te repitan. Y si alguna vez te pierdes o no estás seguro de dónde encontrar algo, solo pregúntela a un compañero a dónde ir.

5. ¡Socializa!
La universidad puede ser un lugar bastante solitario si no haces el esfuerzo de conseguir nuevos amigos, ¡así que únete a algunos clubes! Habla con los compañeros, haz quedadas…

Los campus de Universidad son enormes y  con miles de personas, lo que puede ser increíblemente intimidante, pero a veces vale la pena salir un poco de tu zona de confort. ¡Podrías terminar con un nuevo mejor amigo! O un grupo de ellos, si te unes a un club.

6. No te olvides de revisar los tablones de anuncios
En algún lugar de tu universidad, o tal vez en varios lugares, habrá un tablero de anuncios. Los estudiantes pondrán todo tipo de mensajes aquí, ofreciendo libros de segunda mano, o anunciando eventos, conciertos y conferencias especiales. Aprovecha esto y siempre estate atento a un buen negocio o quizás a un evento interesante.

Solo asegúrate de consultarlo a menudo, porque si es una buena ganga, podrías perderla si no eres rápido.

7. Tómate un tiempo para aprender dónde está todo
Vale la pena tomarse una hora para caminar por el campus.

Conozca dónde está todo: las oficinas, los mejores lugares para comer, las salas de conferencias … asegúrate de saber dónde debes ir.

8. Viste cómod@
Tal vez por un tiempo te vistas para impresionar, pero la verdadera clave es la comodidad.

Probablemente estarás en el campus todo el día, ¿prefieres usar zapatos poco prácticos o zapatillas cómodas? Es bueno verificar si hay algo específico que necesites usar para ciertas clases, en el caso de que tus asignaturas lo requieran. De lo contrario, ¡todo vale!

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.