En nuestra residencia de estudiantes en Sevilla -Universitaria Cartuja-, encontrarás tranquilidad, comodidad y el entorno ideal para estudiar y disfrutar.

Beneficios de tener un compañero de estudio

Beneficios de tener un compañero de estudio

Una excelente manera de cumplir los objetivos académicos y obtener mejores calificaciones es buscar una pareja de estudio. Si realmente quieres mejorar tu rendimiento escolar, ten en cuenta que con un compañero podrás aprovechar al máximo tu tiempo de estudio. ¿Quieres conocer todos los beneficios?… Desde nuestra residencia te proponemos algunos, ¡toma nota y ponte a buscar el compañero ideal!

Beneficios de tener un compañero de estudio

1. Un compañero de estudio te ayudará a recordar una fecha de entrega o la fecha de un examen.  Comparta los calendarios con tu compañero de estudio y ambos sabréis cuándo se acerca un gran proyecto, trabajo o examen.

2. Tu compañero de estudio puede compartir apuntes y hacerte una prueba antes de un examen. Crea tus apuntes en papel y reúnete para estudiar con tu compañero.

3. Dos cabezas son mejor que una a la hora de estudiar, tu compañero de estudio puede idear preguntas de ensayo que a ti no se te habían ocurrido.

4. Un compañero de estudio puede guardarte la espalda si enfermas el día en que vence tu trabajo. Es aconsejable que los dos tengáis preparados con anticipación todos los documentos para recoger y entregar, así si ocurre alguna emergencia ambos estaréis preparados.

5. Un compañero de estudio entenderá y conocerá algunos métodos de estudio quizá tú no te hayas planteado. A cambio, podrás intercambiar con el otras metodologías que te funcionan a ti personalmente. ¡Es una gran compensación!

6. Tu pareja de estudio puede ayudarte a desarrollar habilidades de investigación. Ir juntos a la biblioteca, podréis aprender a utilizar los recursos juntos y ayudaros mutuamente. Por ejemplo, un de vosotros puede aprender a buscar bases de datos mientras que el otro aprende a buscar libros en los estantes.

7. Puedes beneficiarte de compartir tus puntos fuertes. Si uno es mejor en  gramática y el otro es mejor con los números, podréis apoyaros y subsanar los puntos flacos.

8. Los compañeros de estudio se motivan entre sí y se apoyan en los momentos más complicados.

9. Los compañeros de estudio están ahí si te olvidas de herramientas importantes, como una calculadora, diccionario, lápices de colores o papel de cuaderno.

Tener un compañero de estudio debería ser beneficioso para ambos estudiantes, pero recuerda que es importante que ambos cumpláis con vuestras responsabilidades. Es por esto por lo que quizá debas buscar un compañero que no sea tu mejor amigo… El compañero de estudio debe ser una persona que te complemente a ti y tus habilidades.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.